Gachas de avena al horno

¡Quién me iba a decir a mi que me iba a gustar tanto la avena!

Creo que yo era una de esas personas que pensaba que la avena era solo para el ganado, veía como se la daban a los caballos y bajo ninguna circunstancia me iba a llevar yo eso a la boca…¡Vamos hombre! ¿Estamos locos?

Pero cuando empece a cuidar mi alimentación empece a ver como todos la comían, desayuno clásico de deportistas, e ingrediente de multitud de preparaciones.

Así que me anime, compre un paquete de copos de avena, los puse en un tazón, añadi leche por encima y para dentro: ¡madre mía que cosa más mala! Pero si esto se queda en la garganta y no pasa, el paquete se va a una esquina de la despensa (porque eso sí, aquí no se tira nada) durante un tiempo indefinido.

Meses después, empiezo a ver que mucha gente se prepara “Overnights Oat”: en un bote dejan avena en leche o yogur y le añaden frutas, dejándose reposar toda la noche (de ahí su nombre). Pues eso sí esta bueno, y sacia muchísimo, pero mi cuerpo no lo tolera, me hace una bola en el estomago y estoy todo el día con un malestar increíble.

Más tarde me animo a probar el Porridge, y ¡eso sí!, ríquisimo y además no me sienta mal.

Eso me hace darme cuenta que la avena cocinada me sienta fenomenal, ademas de dar una sensación de saciedad enorme; de aquella solía hacer siempre DNC, y como es uno de los alimentos aptos comencé a preparar numerosos platos con ella (el Porridge Bread fue todo un éxito)

Hoy os propongo una receta diferente, no es ni un porridge ni un bizcocho, es algo intermedio pero que esta realmente bueno.

En Slimming World, usando el HeB diario, solo puntuaría la fruta, porque esta cocinada, en este caso sería 1 Syn. Dentro de las opciones de Weight Watcher, en DNC no puntuaría, el resto de métodos calcular según ingredientes.

¡A cocinar!

Ingredientes

  • 40 gr de copos de avena
  • 2 huevos
  • Edulcorante al gusto
  • 50 gr de fruta, entre arándanos congelados y fresas

Elaboración

Esta es una de las preparaciones que casí no merece la pena ni poner la elaboración: precalentamos el horno mientras mezclamos los ingredientes ( solo mezclar, sin triturar), y horneamos hasta ques este dorado.

Y ¡a desayunar!

😉 Angela

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión /  Cambiar )

Google photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google. Cerrar sesión /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión /  Cambiar )

Conectando a %s