Aguja de cerdo guisada en olla lenta

La olla lenta tiene un poder mágico: convertir cortes de carne de segunda categoría en platos espectaculares.

En mi casa se ha convertido en una herramienta indispensable, bueno, más bien herramientas porque la familia esta aumentando: a la olla de 3,5 litros, se ha unido una de mayor tamaño ( 6,5 litros) porque a veces se nos quedaba corta: cuando quiero hacer grandes cantidades de caldo, con piezas de carne grandes, para asar la calabaza,…

Una de esas piezas de carne que más nos gusta cocinar despacito es la aguja de cerdo, tanto para guisar, como para preparar Pulled Pork, queda tierna, jugosa, deliciosa.

Esta Nochevieja preparamos esta receta, que además no nos dio nada la lata, unos minutos de preparación y a dejar a la maquinita trabajar sola.

Esta receta no esta puntuada, pero como veréis es super ligera, sana y completa.

¡A cocinar!

Ingredientes

  • 1 pieza de aguja de cerdo, esta pesaba algo más de kilo y medio
  • 1 cebolla
  • 2 dientes de ajo
  • 3 zanahorias
  • Pisto casero ( si no lo tenemos preparado podemos añadir más verduras: tomate, pimientos, calabacin …)
  • Patatas
  • Sal y especias al gusto
  • AOVE

Elaboración

Hay varios tipos de olla lenta, en algunos podemos poner su cubeta al fuego para sofreír directamente en ella, en otros, tenemos que hacer este paso previo en una sarten u olla aparte.

Sea como sea, partimos la verduras y la sofreímos en una cucharadita de aceite de oliva, esto mejora el sabor bastante.

Ponemos estas verduras en la cubeta, ya dentro de su carcasa, y le añadimos el resto de los ingredientes, no hace falta añadir nada de agua, pues durante la cocción la carne soltara todo su jugo.

Ahora encendemos nuestra olla, seleccionando la opción “baja” y la dejamos cocinar unas 8 horas; yo lo deje por la noche para al día siguiente continuar con la receta.

Una vez pase ese tiempo, sacamos la carne de la cubeta, con cuidado si queremos presentarla entera porque os aseguro que queda tan tierna que se deshace sola, y trituramos las verduras para hacer la salsa.

En esa misma salsa, añadimos las patatas peladas y troceadas y cocinamos durante 3 horas en “alta”.

Ahora solo hay que servir y sobretodo disfrutar.

😉 Angela

Sorpresa de pollo dulce de Silvi Martoro #RetoPolloPollo

¡Buenas! ¿Qué tal vais? Aquí estamos a punto de congelación, vaya cambio de tiempo de repente…

Voy a aprovechar que no esta el día como para dar paseos por la calle, y subir alguna cosa que tengo pendiente.

Como ya sabeis, nuestros inicios fueron en un Grupo de Facebook, en el que procuramos estar diariamente activos, aunque como todo, hay épocas con mayor movimiento que otras (veréis en Enero, con los propósitos del año nuevo como empieza a querer cuidarse todo el mundo a la vez…)

De vez en cuando organizamos algún reto, para incentivar la participación de los miembros, y en el ultimo, pedíamos recetas saludables en las que el pollo fuera el protagonista.

Pues hoy os traigo la receta ganadora, de nuestra super compañera Silvi Martoro

Sorpresa de pollo dulce

Ingredientes

  • Muslos de pollos
  • Ajos
  • Uvas sin semillas
  • 2 patatas chascadas
  • 100 ml de vermouth rojo
  • 1 cd de AOVE
  • Sal
  • Pimienta

Elaboración

Precalentar el horno a 180°

Poner a fuego fuerte una sartén apta para horno, mientras untar el pollo por todas partes con el aceite, la sal, la pimienta y ponerlo en la sartén, dorarlo unos minutos a fuego fuerte.

Chafar los dientes de ajo sin pelarlos y agregarlos al resto, incorporar los granos de uva.
Darle la vuelta al pollo, verter el vermouth y las patatas.

Introducir la sartén en el horno, asar el pollo durante 40 minutos o hasta que esté hecho y quede una salsa reducida y caramelizada; verter un chorrin de agua para que la salsa, quede más homogénea.

Dejar reposar 5 minutos y disfrutar.

¡Muchisimas gracias Silvi!

Y por supuesto, gracias también al resto de los participantes, iremos subiendo más recetas de nuestro #RetoPolloPollo

Curry de pollo

El curry de pollo, es una receta hindú, extremadamente extendida, que forma parte de la carta de numerosos restaurantes y de los básicos de muchas casas en todo el mundo.

Soy adicta a las especias, y a probar sabores nuevos, cuanto más exóticos mejor, pero hasta hoy nunca lo había preparado en casa.

Siendo sincera, para nada es la receta original, como siempre lo adapto todo a lo que tengo en la cocina (sobretodo porque es domingo y no puedo ir a comprar los ingredientes que me faltan), pero estoy muy contenta con el resultado. Incluso mi marido que es todo lo contrario a mi culinariamente hablando, se atrevió a probarlo y va a rellenarse una fajita con él para la cena.

Para las puntuadoras, tanto en Slimming World, Días de no Contar de Weight Watcher, y para el ultimo método vigente de esta empresa, WW Flex, solo tendriamos que puntuar la leche de coco, el resto no puntuaría nada. Para los demás, como siempre, adaptar a vuestro tipo de alimentación.

Yo utilizo una leche de coco ligera, que hay en bastantes supermercados, pero podéis usar la que más os guste, incluso sustituir por una nata ligera, aunque a mi me gusta más el toque que le da la primera.

¡A cocinar!

Ingredientes

  • 1 Cebolla
  • 1 Diente de ajo
  • Pechuga de pollo troceada
  • 1 cd de curry
  • Jengibre
  • 1 chorrito de salsa Worcestershire
  • 1 taza de leche de coco

Elaboración

En una sartén con un “flush” de aceite, pochamos la cebolla y el ajo, y una vez que este, le añadimos el pollo para sellarlo.

Añadimos el curry, rallamos un poco de jengibre (o lo ponemos en polvo), y un chorrito de la salsa worcestershire, removemos bien y dejamos guisar unos 10 minutos. En este punto, si vemos que esta muy seco, le podemos poner un vaso de agua o de caldo (de pollo o verduras).

Ahora solo tenemos que añadir la leche de coco y dejar cocinar unos minutos para que se integren bien los sabores.

¡Y listo! A mi me gusta acompañarlo con arroz blanco, y por supuesto, con mucha verdura, o bien después de una buena ensalada.

😉 Angela

Cinta de lomo a fuego lento (Slow Cooker) en salsa de champiñones, con puré de patata y coliflor

¡Buenos días! La receta que os traigo hoy es muy fácil y rápida ¿rápida en una olla lenta? Sí y no, el trabajo que tendremos que hacer nosotros dura solo unos minutos, aunque la olla lenta va a trabajar bastantes horas, la mía hoy estuvo toda la noche.

Y para compensar las horas de la carne, el acompañamiento vamos a prepararlo en tan solo unos minutos, ayudándonos del microondas y de una vaporera apta para él.

Ahora que tantos de vosotros estais probando  el plan de adelgazamiento Slimming World, esta receta sería libre, no tendríamos que puntuar nada, al igual que en DNC (Weight Watcher)

Y lo que para mi es tan (o más) importante, todos los alimentos son reales, comida sana sin ultraprocesados.

Así que sin más…

¡A cocinar!

Ingredientes

  • Un trozo de cinta de lomo fresco, yo compre una de 1 kg aproximadamente para tener unas cuantas raciones
  • Especias (Orégano, perejil, pimiento, ajo en polvo, pimienta blanca, nuez moscada)
  • 2 patatas pequeñas
  • Puerro
  • Coliflor
  • Champiñones frescos
  • Sal

Elaboración

Para empezar vamos a coger nuestra carne, sal y ponerle las especias que más nos gusten, para después dejarla unas horas macerando en ellas (¡¿pero no dijiste que era rápido?!), después la pondremos en nuestra olla lenta, y la cocinaremos a baja potencia entre 8 y 10 horas (depende de lo cañera que sea nuestra maquina), aquí os podéis olvidar de ella, poneros una alarma en el móvil y podéis iros a trabajar, a dormir o de fiesta, que no nos necesita para nada.

Cuando este listo la sacamos a una fuente y partimos en lonchas del tamaño que más nos guste, y reservamos el caldito que haya soltado la carne al guisar.

Ahora vamos con la salsa, lavamos y laminamos los champiñones, y troceamos el puerro. En una sartén pochamos las verduras, y les añadimos un poco del caldo que hemos reservado, dejamos unos minutos y luego trituramos, a mi me guata dejar trocitos de champiñones, así que separo alguno.

¡Ahora solo tenemos que hacer el puré! Y eso si que no tiene complicación ninguna: en una vaporera apta para microondas ponemos la coliflor y la patata, cocinamos hasta que este blandita, en mi caso 10 minutos a temperatura maxima, y despues solo tendremos que pasar la batidora, yo la verdad es que machaco con un tenedor y listo.

Para acabar montamos nuestro plato, ponemos el lomo, por encima salsita y acompañamos con el puré y un poco de tomate ¡Buenísimo!

😉 Angela

Pastel de patata

Pastel de carne y patata

¡Hola!. Hoy vengo a hablaros de este rico y sencillo pastel salado que en mi casa se hace desde hace años.

Nosotros normalmente lo hacemos con carne picada de pollo pero, se puede hacer con cualquier otro tipo de carne que os guste, ternera, cerdo, etc. incluso hay gente que cambia la carne por pescado y usa atún o merluza.

Igualmente podéis utilizar las verduras que más os gusten, yo aprovecho y como luego las paso por la batidora pongo… “todo lo que pillo” porque es la única manera de que en casa coman verdura, camuflándola así.

En el caso de la receta que os pongo hoy como ejemplo además aproveche y puse muchas, ya que así, hacia pastillas de caldo de verduras (tipo Avecrem) caseras, como podéis ver en la receta que publicamos en su día. Es una preparación muy práctica y hoy conseguía un dos por uno.

A mi, que ¡me encanta la patata! pues es una manera más de comerla y como dije antes, se puede sustituir la carne por pescado, la patata pegará perfectamente con una opción u otra. Es un plato muy versátil que hará la delicia de grandes y pequeños. Así que sin más enrollarme…

¡A cocinar!

Ingredientes

  • Pollo picado
  • Verduras variadas
  • patatas
  • Cebolla
  • Zanahoria
  • Aceite
  • Sal
  • Queso rallado
  • Tomate frito (opcional)

Preparación

Lo primero, explicar que no pongo cantidades porque dependerá mucho de la cantidad que queráis hacer y la proporción de carne/verdura que os apetezca utilizar. Incluso la variedad de verduras que vayáis a usar, que es enorme…

Lo primero será hacer el puré de patata. Tener en cuenta que tiene que quedar espeso, no es como un puré de patata convencional que usemos como guarnición.

Yo pongo un pelín de aceite y sofrío la cebolla y zanahoria, después cocer las patatas junto a la cebolla y zanahoria sin exceso de agua, si creeis que sobra mucha agua es mejor quitar y si hace falta añadir a la hora de batir, pero mejor espeso que cremoso.

Mientras se hace el “puré” sofreímos todas las verduras que vamos a utilizar, y cuando está listo, yo las paso por la batidora para que no se encuentren trozos. Otra opción es dejarlo todo en trozos más o menos grandes en función de vuestros gustos.

Una vez listas las verduras, añadimos el pollo (o lo que hayamos elegido) y condimentamos al gusto, yo he utilizado sal, pimienta y un conjunto de especias que vienen mezcladas. Si queremos, podremos echar un chorro de salsa de tomate frito, le dará un toque muy rico.

Una vez hecho el puré y el pollo con las verduras, solo nos quedará montar el pastel. Pondremos en el molde que hallamos elegido, una capa de puré de patata, y una capa de pollo encima, iremos rellenando el molde con capas alternándolas para acabar con una de puré en la parte superior. Por último, echaremos el queso para gratinar que más os guste y lo metemos al horno a unos 180 grados por arriba hasta que se gratine.

Aviso de que es una receta contundente y lleva bastante, podremos acompañarlo con una pequeña ensalada o pisto y tendremos un plato muy completo. Espero que os guste y os animéis a poner vuestras combinaciones en los comentarios.

Muacks. Lidia