Labneh

Hoy estaba desayunando una tostada untada con Labneh, y me di cuenta que no os había contado como se preparaba.

Para explicaros esta receta tengo que enviaros a recordar otra, la de queso crema de sabores; en ella empezamos preparando unos fantásticos yogures naturales caseros, y de ahí seguimos transformandolos, solamente dejándolos drenar, en yogures griegos, y acabamos por hacer un fantástico queso crema para untar en nuestras tostadas (o para hacer una tarta de queso…).

Pues ahora vamos a dar un paso más, seguiremos drenando hasta que tengamos la consistencia necesaria para hacer nuestro Labneh, o queso de yogur.

El Labneh, es un producto lácteo realizado a partir del drenaje del yogur, típico de la cocina de Oriente Medio; esta hecho a partir de leche de vaca, oveja o cabra, es común encontrarlo en las tiendas en forma de bolitas conservadas en aceite.

¿Puedo hacerlo con yogures comerciales? Por supuesto que sí, pero intenta hacer los yogures en casa, no solo para el queso, para tú consumo habitual, una vez que les pilles el punto la diferencia es bestial.

Vamos al lío…

¡A cocinar!

Ingredientes

Para el yogur

  • 1 litro leche desnatada
  • 4 cd leche en polvo desnatada
  • 1 yogur

Para el Labneh

  • Yogur natural
  • AOVE, hasta que cubra las bolitas
  • Especias al gusto

Elaboración

Si hacemos el yogur en casa, mezclamos todos los ingredientes a temperatura ambiente, y lo dejamos 8 horas en la yogurtera; cuando es para este tipo de preparaciones, yo no uso los vasitos, sino una fuente de cristal que entre bien en la maquinita.

Una vez pase ese tiempo, lo tapamos, dejamos enfriar y metemos en la nevera durante unas 12 horas.

Ahora ya tenemos nuestro yogur listo para usar, así que si los utilizamos comerciales, a partir de aquí seguimos los mismos pasos.

Dejamos el yogur drenar en un colador de tela durante unas 72 horas. Después salamos, nos mojamos las manos en aceite y vamos dando forma de bolitas.

Lo vamos metiendo en un bote con aceite para conservarlo, al que le podemos añadir las especias que más nos gusten, yo le puse orégano, hierbas provenzales y una guindilla.

Lo guardamos en la despensa, en un lugar fresquito se conserva bien, porque en la nevera el aceite enfriaría demasiado cambiando su textura; y después de dejarlo reposar un par de días para que cojan saborin, ya lo podemos consumir.

Yo utilizo todos los ingredientes sin lactosa y desnatados, pero podéis utilizar la leche semi o entera, y el yogur, cuanto mejor calidad más rico quedará.

No puedo terminar esta receta sin dar las gracias, de nuevo, a las administradoras del grupo de Facebook “Yogur hecho en casa”, por reconciliarme con los lácteos y enseñarme a preparar cosas tan ricas. ¡Gracias vecinas!

😉 Angela

Anuncios

Crumble de manzana ligero

¡Buenas! Hoy os traigo una receta dulce, que raro para mi…, pero prometo poneros otra versión de este plato salada, todavía estoy maquinandola, pero no tardare…

Creo que ya os hable de mi adicción a los libros en general, pero a los de cocina en especial, me encanta coger recetas con miles de calorías, e intentar hacerlas lo más sanas posibles. Pues hace unos días me llego el tomo “Crumbles”, de la colección de libros de repostería que estoy haciendo, y ya tengo un montón de ideas que probar.

Los Crumbles son pasteles de frutas, originarios de Inglaterra, en los que las frutas están en el fondo, y se cubren por una masa, generalmente de harina y mantequilla.

Nuestra receta, es apta para DNC Inglés, pero como os digo siempre, podéis adaptarla a vuestro método.

¡A cocinar!

Ingredientes

  • 1 manzana grande, o 2 más pequeñas
  • Edulcorante al gusto, si la manzana no fuese lo suficientemente dulce
  • 1 cta AOVE
  • 1 cd copos de avena
  • 1 cta salvado de avena
  • Opcional, y recordad puntuarlo, almendras laminadas

Elaboración

Pelamos y troceamos la manzana, edulcoramos si fuera necesario, y ponemos en el fondo de un molde, o bol, a mi me gusta utilizarlo de cristal, apto para el horno.

Mezclamos los copos de avena con el salvado y el aceite, vamos rompiendolos y mezclandolo con los dedos, que adquiera una textura “arenosa”.

Ahora, lo ponemos encima de la fruta, repartiendolo por la superficie, y horneamos a 180º, hasta que este dorado.

Esta seria la receta básica, que nos entraría totalmente en DNC inglés, ahora bien, si puntuamos, o no nos importa gastar unos extras podemos realizar alguna modificación: podemos sustituir el aceite por mantequilla, la Arias Extraligera sale genial de puntos, en este caso la utilizaremos cortada en dados, y bien fría de la nevera, para que nuestra “corteza” quede crujiente; podemos añadir harina a los copos de avena, tengo cruzada personal contra las harinas refinadas, pero podemos poner un toque de harina integral, por ejemplo de espelta que esta tan de moda últimamente; en el caso de querer edulcorar, podemos darle un toque de miel, muy poco, y de una miel lo más natural posible, le aportara sabor y color; y también podemos añadir a la masa unos frutos secos troceados, a mi me encanta ponerle unas almendras laminadas, que aunque los frutos secos puntúen bastante, son muy sanos y como seria muy poca cantidad, solo para darle “el toque”, no nos saldría tan mal.

Por ultimo, estas cantidades serian para un molde individual, pero también podríamos aumentarlas y hacerlo en una fuente grande, para toda la familia, recordar que en repostería, tenemos que respetar las proporciones, aunque en este caso podemos fiarnos y hacerlo a ojo, pues iremos viendo lo que necesitamos.

Y ahora voy a aprovechar el calor del horno, para preparar unos canelones, ummmmm… ¿Os escribo la receta?

😉 Angela

 

 

 

 

Bolitas energéticas

¡Hola!, L@s que me conocen saben que intento comer lo más sano posible, ¡más alimentos y menos productos!

El otro día vi esta opción por la red y me pareció interesante sobre todo para el desayuno.

La receta contiene alimentos que a mi me encantan….

Allá voy:

Ingredientes

  • 1/2 taza de dátiles
  • 1/2 taza de avena
  • 1 taza almendras
  • 3 cdas cacao puro
  • 2 cdas aceite coco
  • 1 cda coco rallado
  • Esencia vainilla y una pizca de sal

Elaboración

Es muy fácil y rápido: se tritura todo en un robot de cocina y se hacen bolitas, también podéis utilizar moldes para darle la forma que prefiráis ¡tan sencillo como eso!

energeticasbarras

Se pueden rebozar en coco rallado, en cacao, o en almendras picadas.

Os prometo que están buenísimas.

😉 Mihaela

Mi compra

L@s que me conocéis, especialmente quien nos siga en el Grupo de Facebook, sabéis que estoy intentando dar otro giro en mi alimentación, consumiendo los mínimos productos procesados posibles.

Ya hacia tiempo que procuraba tener mucho cuidado con lo que compraba, evitar la comida preparada e intentar comer mayormente alimentos frescos, hacer mis yogures, postres, pan, etc…, en casa, siempre que me fuera posible.

Hoy fui a hacer mi primera compra de comida real (“Real Fooding” es como llaman a esta forma de alimentación en las redes sociales, donde podremos encontrar mucha información), y casi me muero en el intento…

Dos horas dando vueltas por el supermercado, los empleados ya me miraban raro cuando me veian mirar las etiquetas, hacer aspavientos y devolverlas a la estantería, ¿Por qué todo tiene que llevar azúcar? ¿Sabéis la cantidad de aditivos que nos estamos tomando innecesariamente sin saberlo?

Yo todavia estoy en proceso de aprendizaje, y seguro que se me escapa aún algo que no deba comer, y tampoco pretendo cambiarlo todo de golpe, sino poco a poco ir acostumbrandome, y comer lo más saludable que pueda.

En mi compra de hoy procure comprar alimentos frescos, sin etiquetas, y productos procesados, pero que en su preparación no disminuyan sus propiedades, por ejemplo, la verdura congelada, fijandome bien que en sus ingredientes solo hubiera verduras.

Otra punto al que temía, era el económico, pues los alimentos frescos son más caros que los ultraprocesados… Increiblemente, las ofertas que habia eran todas en bollería industrial, platos precocinados, galletas, etc…, ¡en este país, comer sano es muchisimo más caro que comer comida preparada!

La verdad es que, aún así, gaste mucho menos que en otras compras, pues la mayoría de los “antojos” que otras veces nos llevabamos, son de todo menos recomendables: con azúcares añadidos, harinas y aceites refinados…. Así que no pasaron por mis mános y se quedaron en la estantería del super.

Entonces después de las dos horas, y un dolor de cabeza horroroso, nos fuimos para casa con mucha verdura, fruta, carne y pescado fresco; harina de espelta integral  para hacer nuestro pan.

Espero poco a poco ir aprendiendo más cosinas que estaré encantada de compartir con vosotr@s.

😉 Angela

Pan de molde 100% integral

La mayoría del pan de molde industrial (exceptuando alguna marca, o productos específicos para diabéticos), contienen una gran cantidad de azucares; pero ahí no queda la cosa, también contienen aditivos, conservantes, colorantes…

En mi nueva misión de evitar consumir ese tipo de “añadidos”, y siendo para mi imprescindible tener pan de molde en casa, vamos con una receta riquísima y super fácil.

pantos.jpg

Ingredientes

  • 400 gr de harina de espelta integral
  • 100 gr de harina de centeno integral
  • 1 cd AOVE
  • 1 cta sal
  • 4 gr de levadura seca
  • 500 ml de agua

Elaboración

Yo utilizo panificadora, es uno de los electrodomésticos indispensables en mi cocina, pero podéis hacerlo en el horno sin ningún problema.

Panificadora

Es muy sencillo, solo tenemos que poner primero los ingredientes líquidos, después los sólidos, y programar en Menú Integral, tostado medio; los menús dependerán un poco de vuestra panificadora.

panpani

Tradicional

Mezclamos los ingredientes y  dejamos en un bol reposando durante un par de horas, tapado con un paño.

Es una masa con mucha hidratación, así que pondremos en un molde , y dejaremos allí reposando otra hora.

Los levados dependerán de la temperatura, cuanto más calor primero veréis que aumenta el tamaño.

Pre-calentamos el horno a 200º, y ponemos el molde durante unos 20 minutos, introduciendo a la vez un recipiente con agua para hacer vapor;  bajamos a 150º y dejamos otros 20-25 minutos más.

Los expertos en panadería a lo mejor se echan las manos a la cabeza, la verdad es que yo suelo usar panificadora, pero las veces que lo hice a mano, de esta forma es como mejor me quedo.

😉 Angela